Cómo hacer masajes cuando estás agobiado/a

Cómo hacer masajes cuando estás agobiado/a

Convertirme en terapeuta, vivir de mi pasión es lo mejor que pudo pasar. Sin embargo, el vivir del masaje no te convierte en superman (o superchica). Habrá momentos donde, por esas vicisitudes que tiene la vida, te sentirás frustrado, agobiado, cansado, y sin embargo tendrás que salir allá afuera y dar lo mejor de ti. En este artículo te cuento cómo sobrellevar este tipo de situaciones sin perder calidad de trabajo.

Así es, nuestro trabajo como masajistas o terapeutas es realmente maravilloso. Pero más allá de ese rol, todos tenemos una vida. Todos experimentamos el cansancio, el aburrimiento, el dolor por algún trauma personal, etc.

Pero si has decidido hacer del masaje tu medio de vida, no podrás tomarte las cosas a la ligera, aunque no trates casos complejos y solo te dediques a aliviar contracturas, es mucha responsabilidad la que tienes entre manos. Además, como están las cosas, no es cuestión de dejar colgados a nuestros clientes, hay mucha competencia como para permitírtelo!

En estos más de 10 años que llevo como masajista he experimentado todos los estados físicos y emocionales que te puedas imaginar: he pasado cansancio extremo por exceso de trabajo, sensación de angustia por pérdidas, estrés, apatía… uff! En fin, situaciones que afectaban mi capacidad de disfrute de mi trabajo.

Aun así, decidí que trabajaría sin más y daría lo mejor para ayudar a la persona que llegara hasta mí. Debo decir que muchas veces fue duro, incluso puede que no haya logrado hacer mi trabajo del todo bien, pero al final encontré una fórmula para superar este obstáculo.

Se trata de un patrón mental que me ayuda siempre que estoy pasando momentos desagradables, de manera que pueda seguir ofreciendo un máximo nivel en mi tratamiento.

La receta

  1. En primer lugar, da gracias mentalmente a Dios por la oportunidad de trabajar de lo que te gusta (puede ser Dios en la
    forma que gustes, o simplemente a la Vida), y a la persona que tienes enfrente por su confianza. No quiero caer en el lugar común de todos los libros de autoayuda, pero realmente el sentimiento de gratitud es muy poderoso, al punto de llevarte a olvidar por un rato todo lo que te pasa y poder concentrarte mejor en tu cliente.
  2. También me ayuda tremendamente el rezar y pedir mentalmente ser un instrumento de las fuerzas más elevadas. Aunque suene demasiado metafísico, te invito a que lo intentes, funciona. Cuando piensas que eres un instrumento, un canal, entonces nada de lo que te afecta a ti puede tocar a tu cliente, y el alivio que sentirás será muy gratificante.prayer
  3. Respira profunda y calmadamente durante toda la sesión. Este aumento en los niveles de oxígeno en el cerebro ayudará a tranquilizarte y fluir.
  4. ¡Sonríe! Aun cuando no lo sientas, aun cuando en realidad sientas ganas de llorar o de patear cosas. Hay estudios comprobados científicamente que indican que gestos como el sonreír, aunque se practiquen forzadamente, impulsan la segregación de serotonina en el organismo, la hormona asociada con la sensación de felicidad.
  5. ¡Visualiza! Hay varios tipos de ejercicios mentales que puedes hacer, pero en estos casos, encuentro muy útil visualizar que toda la energía negativa, mía y la de mi cliente se van hacia la tierra a través de mis pies. Si puedes estar descalzo, mejor.
  6. Por último, no te martirices, la mayoría de las veces en las que pensé que había hecho mal mi trabajo porque estaba bajo una situación de cansancio o depresión, mi cliente me agradecía por haber recibido el mejor masaje del mundo! Así de loca es la vida… recuerda el punto 2: somos un canal…

 

holy-prayerMuy bien, esta no es una receta magistral, es simplemente mi receta que comparto contigo para que la pruebes cuando la sientas conveniente. Si tienes algún otro truco, sería genial si la compartieras con el resto de nuestra comunidad. Si sientes que este artículo te ayudó de alguna manera, compártelo! Danos un “me gusta”, y así ayudamos a que otros aprendan cómo dar masajes cuando están agobiados… Gracias! Espero tus comentarios.

About the Author

Terapeuta y Maestro de Masaje Tradicional Tailandés. Director de Shivathai.

Leave a Reply 19 comments

rosa maria jiménez - 18/07/2013 Reply

Gracias Cesar, me ha encantado tu artículo.

    César - 18/07/2013 Reply

    Muchas Gracias Rosa!

pilar - 23/07/2013 Reply

Me gusto tu Artículo Cesar. Gracias.

    César - 23/07/2013 Reply

    Muchas gracias Pilar. Saludos.

Rosita Schandy - 03/09/2013 Reply

Que acertado todo Cesar, es tal cual…. Te cuento que tus videos y lo que escribes son piezas motivantes, ademas de tan claros, tan bien hechos. Cuando puedas comenta un poco mas de como hacer para no verse uno afectado por la energia revuelta que pueda traer un cliente. Ademas del ritual mencionado, hay algun «metodo» de proteccion puntual ya sea antes del masaje o despues del mismo, para evitar que uno se vea afectado por esas «ondas distintas» a las de uno? 🙂

    César - 03/09/2013 Reply

    Efectivamente Rosita, de hecho, tengo planeado volver a escribir con más detalle sobre el tema. Como adelanto, te puedo recomendar tener un pote de sal en el lavabo, y lavarte con agua y sal las manos después del masaje, para cortar con la energía del cliente. Bueno, que vaya bien! Saludos. 🙂

silvia - 05/03/2015 Reply

Me ha encantado tu artículo…soy quiro y me siento identificada…un saludito desde Málaga

    César - 06/03/2015 Reply

    Gracias Silvia! Saludos.

Asun Moreno - 06/03/2015 Reply

Gracias César, en este momento estoy pasando por un bajoncillo emocional que no quiero mezclar en las sesiones de masajes, y aunque sé cuidar que no afecte, tu artículo me ha reforzado y me da apoyo. Muchas gracias y me encanta seguirte.
<3

    César - 06/03/2015 Reply

    Qué bien Asun, me alegro haber podido aportar algo positivo a pesar de tu situación. Un abrazo!

Luisa - 18/03/2015 Reply

Muy buena recomendacion, hay que desligarse de los problemas a la hora de dar un masaje y todo lo que tu recomiendas es perfecto para controlarse y dar lo mejor de uno gracias me encantan tus articulos gracias

Jaime - 04/06/2015 Reply

Muy buen artículo César, gracias por compartirlo con todos nosotros. Me gustaría añadir la práctica de una pequeña meditación de 5 minutos antes de la sesión, creo que eso puede ayudar a armonizar el canal que somos. También creo que puede ser buena la práctica de algunos ejercicios de Chi Kung. Un fuerte saludo.

    César - 04/06/2015 Reply

    Muchas gracias Jaime, estoy de acuerdo con lo que aportas. Un fuerte abrazo.

Sara Luz Espinosa - 22/09/2016 Reply

Qué importante visualizarse como un canal, totalmente de acuerdo, me ha sido de mucha utilidad.

    César - 23/09/2016 Reply

    Me alegro mucho Sara. Saludos!

María - 23/09/2016 Reply

Muy buen articulo. Lo pondré en práctica ahora mismo..

    César - 23/09/2016 Reply

    Genial María. Saludos.

Jordi Guardia - 26/12/2018 Reply

Hola Cesar, me ha encantado la humildad de tu artículo, al igual que la eficacia de su contenido. Uno se ‘cansa’ de escuchar y leer fórmulas y palabras entregadas como mágicas que generan un tanto de frustración…… muchas gracias por tus palabras, de verdad! 🤲💛
Y FELICES FIESTAS!

    César - 28/12/2018 Reply

    Gracias a ti Jordi, felices fiestas y un fuerte abrazo!

Leave a Reply:







Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies