Cómo improvisar una sesión de masaje tailandés

Cómo improvisar una sesión de masaje tailandés

Hay situaciones en las que no podemos disponer de todos los recursos para dar un masaje como nos gustaría o como estamos acostumbrados. Aun así, creo que el mejor masajista es el que se vale de lo que tiene en el momento para poder ayudar de la mejor manera. Por eso he creado este post donde te enseño a sacar provecho de la situación en la que estés para improvisar una sesión de masaje tailandés.

Durante las fiestas de fin de año pasadas decidí tomarme un descanso. Usualmente mi período de vacaciones viene en agosto, después de terminar nuestro curso de verano de masaje tailandés, pero en esta temporada que pasó, decidí apuntarme a un curso de Practitioner en PNL. Luego falleció mi abuela, y quedé con cierta conmoción que no pude asimilar hasta que tuve que comenzar nuevamente con las clases.

Fede Nalé FotografíaPor suerte, como quien hubiese recibido un llamado angélico, mi amigo Federico Nalé, responsable de Fede Nalé Fotografía, me invitó a mí y a mi familia a pasar unos días en un piso ubicado muy cerca del mar en Costa Brava, Gerona.

La proximidad del mar y el bosque hicieron que rápidamente recuperara mis energías, por lo que  comencé a sentir de nuevo el llamado del Dr. Shivago para volver a mis andanzas con el masaje thai.

Pero, cómo hacer un buen masaje sin el espacio y material adecuados?

como improvisar un espacio de masaje thaiComo siempre hablo de que una de las características que más me gustan del masaje tailandés es su versatilidad, no podía quedarme con las ganas de hacer un masaje a mi compañera y a mi amigo por el simple hecho de no tener suficiente espacio.

como improvisar un espacio de masaje thai IIAsí que sin pensarlo dos veces, busqué lo que tenía a mano e improvisé un espacio de masaje entre el estrecho lugar que me quedaba entre la cama y la pared, y con solo una tela (importada de Tailandia, regalo de mi amigo Oreig Fontanet) y una manta.

como improvisar un espacio de masaje thai IIIMe dí cuenta (en realidad me reafirmé en lo que ya venía cavilando en mis pensamientos), de que la habilidad y la imaginación resultan de lo más útiles a la hora de organizarte con los espacios de trabajo.

como improvisar un espacio de masaje thai IVQuiero decir, si conoces la técnica y tienes buena imaginación, podrás crear un protocolo que te permita trabajar en el espacio que  tengas, y lograr que el receptor disfrute y reciba los beneficios del masaje.

La experiencia de Lur

Lur GarciMira si no el caso de Lourdes, fundadora de Shamballa Essence y una de mis primeras alumnas, quien asistiera a mi primer curso de masaje thai allá por el año 2010.

Estando más o menos por la mitad del curso, me comentó que había tenido que ir al hospital para ver a un familiar que se encontraba internado.

Como era de esperar, se trataba de una situación de estrés, tristeza y ansiedad por el enfermo. Sin embargo, Lourdes vio la oportunidad de utilizar su incipiente arte para calmar las aguas. Así que de inmediato transformó un escalón del hospital, en una mini sala donde hacía sentar, uno tras otro, a cada uno de sus familiares para una mini sesión de estiramientos y digitopuntura thai.

El efecto fue realmente asombroso. De repente, Lur transformó una situación de angustia, en una de tranquilidad y aceptación. El suceso a nivel externo seguía siendo el mismo, pero al emplear lo que había aprendido hasta ese momento, pudo crear una energía diferente en todos los presentes, una energía más armónica y sana.

Y todo con un escalón como espacio de trabajo, y apenas unos minutos para cada tratamiento. Una vez más, conocimiento de la técnica, un poco de destreza y mucha imaginación! (Buen trabajo Lur!).

Conclusión:

No estoy de acuerdo con los profesionales que piensan que no puedes hacer un masaje thai de menos de dos horas. Creo que el masaje thai es un arte, y como tal, está supeditada (o debería estarlo) a la capacidad creativa del terapeuta.

Por lo tanto, si tienes la posibilidad de hacer el bien, hazlo! No tienes tiempo? No importa! A veces con 5 minutos puedes cambiarle el día a una persona. No tienes espacio? A menos que estés metid@ en la línea verde del metro de Barcelona a la hora pico, te diría que vuelvas a mirar a tu alrededor y pienses si realmente es así.

No quiero decir con esto que descuides tu espacio profesional. Tu espacio de masaje es sagrado y está bien que quieras tener buenas condiciones para afectar de una mejor manera la vida de la gente que llegue a tí.

Lo que digo es que cuando estás fuera del ámbito profesional, puedes tomarte una «licencia» e improvisar para poder ayudar.

Puedes hacer masaje thai en una silla, o en un rincón como te acabo de mostrar. Puedes hacer masaje thai con 5 minutos, con 25, o con 125. Lo único que puede limitarte es tu propia creencia.

Así pues, adáptate a lo que te toque y expande tu capacidad de brindar amor y sanación a través del masaje tailandés. No hay mayor felicidad que esta para un buen masajista thai.

Muy bien, te ha gustado este artículo? Si en este momento estás moviendo tu cabeza hacia arriba y hacia abajo, házme un favor y apreta ese botón que dice «me gusta» y el de «comparte». De esta forma puedo evaluar el material que te envío para seguir mejorando. Gracias!

 

 

About the Author

Terapeuta y Maestro de Masaje Tradicional Tailandés. Director de Shivathai.

Leave a Reply 8 comments

Jose Luis Fernandez - 12/01/2015 Reply

Lo que se necesita para un masaje, un receptor y un masajista, lo demas es pan comido. Saludos Cesar

    César - 12/01/2015 Reply

    Totalmente José, saludos!

rosamaria jimenez - 12/01/2015 Reply

Me ha gustado mucho, Cesar.
Estoy de acuerdo contigo de que cuando uno quiere algo de verdad, la palabra imposible no existe.

Lourdes - 12/01/2015 Reply

Me ha encantado el artículo César!!
Gracias por acordarte de mi. Ahora improviso para descontracturar a mis compañeras de spa cuando tenemos hueco libre.
Da lo mismo el tiempo, con buena técnica se puede relajar un cuerpo en poco tiempo.
Ha sido todo un lujo poder formarme en tu escuela. Un abrazo!!

Ana Fernández - 13/01/2015 Reply

Pienso que precisamente el masaje tailandés es ideal para improvisar en casos de falta de espacio o falta de tiempo. Podemos hacerlo en cualquier postura, tumbado o sentado. El no tener que seguir una rutina estricta y el hecho de que no haga falta una camilla ni quitarse ropa ni usar cremas es algo que da mucha libertad a la hora de realizar una sesión improvisada. Es perfecto!!

Leticia Gonzalez - 13/01/2015 Reply

Gracias Cesar por compartir tu sabiduría, te dire que he dado masajes en los pasillos de la escuela de mi nieta y en mi trabajo particular. Saludos desde Puerto Rico.

pepe luis - 15/01/2015 Reply

HOLA CESAR:

Mi muy apreciable amigo, ante todo te mando un fuerte abraza deseándote un año lleno de bendiciones y esperando seguir con tu amistad por muchos años mas.
Gracias por compartir con nosotros estos conocimientos que me son muy útiles en mi trabajo como terapeuta de masajes, te aprecio mucho espero algún día poder conocerte personalmente y estrechar tu mano, lastima que la distancia no me lo permita pero no pierdo la esperanza

bendiciones para ti y los tuyos

tu amigo que te aprecia Pepe Luis

Masaje tailandés aplicado al deporte - 28/01/2015 Reply

[…] Ajusta la rutina considerando las particularidades de tu cliente. […]

Leave a Reply:







Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies