Terapias naturales: reflexología y masaje tailandés

Terapias naturales: reflexología y masaje tailandés

En mi anterior artículo mencioné cómo muy a menudo combino técnicas aparentemente tan dispares como el quiromasaje y el masaje tailandés. En esta oportunidad, quiero mostrarles cómo me ha servido la reflexología y de qué forma la integro a la sesión de masaje tailandés.

Debo confesar de que en mi primera época como masajista tenía bastante desconfianza de la reflexología. Sin embargo, me decidí a estudiar la técnica, por pura curiosidad. La idea de estimular zonas distantes a través de puntos reflejo en los pies me resultaba fascinante aunque algo inverosímil. La cuestión es que comencé a ponerla en práctica y la verdad, he de reconocer que me ha dado muy buenos resultados.

Por otra parte, dado que estoy tan acostumbrado a trabajar todo el cuerpo, rara vez me dedico a brindar una sesión completa de reflexología de pies. Lo que sí me parece interesante y de hecho pongo en práctica con bastante frecuencia es integrar una mini-sesión de esta técnica en el marco de una sesión de masaje tailandés.

Para ello, cuando estoy realizando el masaje,  y en el momento en que me dispongo a trabajar en la postura boca arriba, me tomo entre 10 y 20 minutos (incluso más dependiendo del caso) para tratar los pies a través de dos técnicas de la reflexología podal: la caminata y el punteo.

La caminata consiste en  pequeños pasos y deslizamientos que se hacen con los pulgares en una zona particular, que usualmente suele ser el arco del pie, es decir, el área reflejo de la columna.

El punteo consiste en presionar y soltar un punto en particular, usualmente acompañando con la respiración; se exhala al presionar, se inhala al soltar. Se puede trabajar prácticamente toda la planta con esta técnica. Aunque si la sesión es para relajar, solo estimulo la zona del plexo solar, que se encuentra en la parte media del pie, justo debajo del metatarso.

Puedo trabajar cada pie individualmente, aunque en la mayoría de los casos lo hago con ambos pies de forma simultánea, solo por cuestiones de preferencia.

Pero las zonas reflejo no solo se limitan a los pies, también se encuentran en otras partes del cuerpo como las manos, las orejas, la cara y hasta el cráneo. A mí particularmente me gusta trabajar considerando los puntos de los pies, las manos y las orejas.

En las manos trabajo toda la palma, prestando particular atención a la zona reflejo de la columna, que se encuentra en la palma, en la parte externa del pulgar, hasta la base de la muñeca.

A veces me veo en la necesidad de reforzar el tratamiento de masaje con una sesión de auriculoterapia (reflexología de orejas), para lo cual tomo unos minutos de la sesión para efectuar el diagnóstico y la consecuente aplicación de semillas o micro-imanes. De todas formas, realice o no esta práctica, acostumbro masajear unos momentos las orejas durante el tratamiento de masaje, asegurándome de estimular con el borde de la uña el punto Shenmen, o punto de neurastenia (se encuentra en el vórtice inferior de la fosa triangular de la oreja). Cabe resaltar que no hace falta que el cliente posea algún tipo de neurosis o psicopatía para trabajar este punto. A pesar de su nombre, el punto Shenmen se utiliza habitualmente para tratar todos los síntomas del estrés.

Como vemos, nuestra sesión de masaje puede enriquecerse de varias maneras, solo es cuestión de contar con las herramientas y ponerlas en práctica. ¿Qué combinación de técnicas te resulta efectiva o te gustaría combinar? Espero tus comentarios más abajo.

Si te ha gustado este artículo, por favor, haz click en «me gusta», así permites que otros puedan apreciar mi trabajo, y me ayudas a difundir un estilo de vida más equilibrado a través de las terapias naturales.  Gracias!

About the Author

Terapeuta y Maestro de Masaje Tradicional Tailandés. Director de Shivathai.

Leave a Reply 2 comments

jose - 16/01/2012 Reply

Cesar el Taller me encantó, ¡ eres un maquina ¡ Jose de Melilla
Un saludo

    Shivathai - 16/01/2012 Reply

    Gracias José!!! Ha sido un placer tenerte en la clase, tu buen humor y disposición ha ayudado enormemente a mantener la armonía en la clase. Un abrazo grande.

Leave a Reply:







Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies